Frases Breves de Margaret Thatcher

Margaret Thatcher
Las mejores frases de Margaret Thatcher

Biografía Breve.

Margaret Thatcher nació como Margaret Hilda Roberts el 13 de Octubre de 1925 en Grantham, Inglaterra y fue conocida como “La Dama de Hierro” la primera mujer en ocupar el cargo de Primera Ministra del Reino Unido entre los años 1979 a 1990.

Tuvo una infancia normal, solicitó una beca en Oxford en 1943. Se graduó en Química y Bachelor of Science en 1947, especializándose en cristalografía de rayos X.

Margaret se mudó a Colchester, allí se unió al partido conservador, fue candidata por dos años en 1950 y 1951, perdiendo las dos.

Denis Thatcher, un ejecutivo petrolero se casa con Margaret en 1951, él era miembro del Partido Conservador. Ella en 1953 estudió Derecho, se graduó de abogada especializada en Derecho Tributario.

En 1959 se convierte en miembro del parlamento representando el Partido Conservador. 11 Años estuvo integrando los comunes.

En las elecciones de 1970 Edward Heath gana y Margaret Thatcher es nombrada Ministra de Educación y Deporte cargó que ocupó hasta 1975. Una de las políticas que adoptó fue quitar la leche gratis en las escuelas.

Sin embargo, en 1975 se convierte en la Líder del partido conservador y en 1979 es la primera mujer Primera Ministra de Reino Unido.

Por su carácter y sus convicciones fue conocida como la dama de hierro, nunca intervino en la economía, reconquistó a las Malvinas y supo cómo actuar ante la crisis del partido laborista.

Su caída se debió principalmente a la aplicación de poll tax, un impuesto en que todos los ciudadanos pagaban impuestos por igual, sin importar sus ingresos y su negativa de aceptar la unión monetaria europea.

Dimitió el 22 de noviembre de 1990 y en 1992 de la cámara de los comunes. Escribió tres libros: The Downing Street years, The path to power y Statecraft: Strategies for a changing world.

Tenía demencia senil, el 8 de abril de 2013 Margaret Thatcher murió en Londres de una apoplejía.

Las Mejores Frases de Margaret Thatcher.

¿Derrota? No conozco el significado de la palabra.

¿Qué es el éxito? Creo que es una mezcla de tener talento para lo que estás haciendo; sabiendo que no es suficiente, que hay que trabajar duro y tener un cierto sentido de propósito.

¿Sabes que uno de los grandes problemas de nuestra época es que estamos gobernados por personas que se preocupan más por los sentimientos que sobre los pensamientos y las ideas?

¿Tópicos? Sí, hay tópicos. Los tópicos están ahí porque son ciertos.

Algunos socialistas parecen creer que las personas deberían ser números en una computadora del Estado. Creemos que deberían ser individuos. Todos somos desiguales. Nadie, gracias a Dios, es como los demás, por mucho que los socialistas pretendan lo contrario.

América, mis amigos, es el único país en el mundo fundado en la libertad, el único. Las personas iban a los Estados Unidos para ser libres.

Antes se trataba de intentar hacer algo. Ahora se trata de intentar ser alguien.

Como primera ministra, he trabajado en estrecha colaboración con Ronald Reagan durante ocho de los años más importantes de nuestras vidas. Hablamos con regularidad, tanto antes como después de su presidencia. Y he tenido tiempo y causa para reflexionar sobre lo que lo hizo un gran presidente.

Creemos que todos tienen derecho a ser diferentes, pero para nosotros cada ser humano es igualmente importante.

Creo que hemos pasado por un período en el que a demasiados niños y personas se les ha dado a entender ‘Tengo un problema, ¡es trabajo del Gobierno resolverlo!’ o ‘Tengo un problema, ¡iré a buscar una subvención para solucionarlo!’ ‘¡No tengo hogar, el Gobierno debe alojarme!’ y entonces están echando sus problemas a la sociedad.

Creo que los acuerdos políticos que se basan en la violencia, la intimidación y el robo, eventualmente se acaban, y se merecen hacerlo.

Cualquier líder debe tener una cierta cantidad de acero en él, así que no está tan mal que se me llame la Dama de Hierro.

Cualquier mujer que entienda los problemas de llevar una casa estará más cerca de entender los problemas de llevar un país. 

Cuando el gobierno hace su trabajo adecuadamente las personas son libres de hacer el suyo.

Cuando haya que defender los principios y el bien, Gran Bretaña empuñará las armas.

Cuando las personas son libres de elegir, eligen la libertad.

Cuando pongo un pie en suelo estadounidense: hay algo tan positivo, generoso y abierto en la gente, y todo realmente funciona. Sin embargo, también siento que, en cierto sentido, tengo una parte de Estados Unidos.

Cuando retienes el éxito, perjudicas a quienes necesitan ayuda.

Cuando se detiene a un dictador, siempre hay riesgos. Sin embargo, hay mayores riesgos si no se le detiene.

Cuando un gran hombre tiene una gran idea no me gusta estar en su camino.

Cuanto más grande es la porción que toma el gobierno, más pequeño es el pastel disponible para todos.

Cuida tus pensamientos, porque se convertirán en acciones. Cuida tus acciones, ya que se convertirán en hábitos. Cuida tus hábitos porque ellos forjarán tu carácter. Cuida tu carácter, porque creará tu destino.

Curar la enfermedad británica con el socialismo era como tratar de curar la leucemia con sanguijuelas.

Damas y caballeros, aquí estoy frente a ustedes con mí vestido de chifón rojo, mi rostro suavemente maquillado, mi cabello peinado gentilmente… ¿La Dama de Hierro del mundo occidental? ¿Una guerrera de la Guerra Fría? Bueno, sí. Si así es como quieren interpretar mi defensa de los valores de la libertad fundamentales para nuestro estilo de vida. 

Debemos respaldar a los trabajadores, no a los gandules.

Deja que nuestros hijos crezcan altos y algunos más altos que otros, si está en ellos hacerlo.

Frases de Michelle Obama

Disciplinarse es el camino para el orgullo, la autoestima y la satisfacción personal.

Disciplinarse para hacer lo que sabe que es correcto e importante, aunque es difícil, es el camino hacia el orgullo, la autoestima y la satisfacción personal.

Donde hay discordia, podemos traer armonía. Donde hay error, podemos traer la verdad. Donde hay duda, podemos traer fe. Y donde hay desánimo, podemos traer esperanza.

Durante mi vida, la mayoría de los problemas a los que se ha enfrentado el mundo han venido, de una forma u otra, de la Europa continental, y las soluciones de fuera de ella.

El deseo de ganar nace en la mayoría de nosotros. La voluntad de ganar es una cuestión de formación. La manera de ganar es una cuestión de honor.

El deseo de lograr grandes planes utópicos a menudo plantea una grave amenaza a la libertad.

El día en que al final es usted una persona satisfecha no es cuando se lo pasa holgazaneando, sino el día cuando tenía mil cosas que hacer ¡y las hizo!

El espíritu de la envidia puede destruir; nunca puede construir.

El hogar es a dónde vienes cuando no tienes nada más que hacer.

El liderazgo consiste en tener principios. Un líder debe tener una visión y principios que perdurarán en todo momento y siempre debe ser fiel a ellos, aplicándolos a las circunstancias cambiantes.

El Partido Laborista cree en volver a los trabajadores contra los propietarios; nosotros creemos en convertir a los trabajadores en propietarios.

El poder es como ser una dama… si tienes que decirle a la gente qué eres, no lo eres.

El precio de la libertad todavía es, y será siempre, la eterna vigilancia.

El presupuesto de defensa es uno de los pocos elementos del gasto público que realmente puede describirse como esencial. Este punto fue bien planteado por un robusto ministro de Defensa del Trabajo, Denis (ahora Lord) Healey, hace muchos años: Una vez que hemos recortado los gastos hasta el punto en que nuestra seguridad está en peligro, no tenemos casas, no tenemos hospitales, no tengo escuelas. Tenemos un montón de cenizas.

El primer paso para calcular qué camino tomar es averiguar dónde se encuentra.

El socialismo fracasa cuando se les acaba el dinero… de los demás. 

En cuanto se concede a la mujer la igualdad con el hombre, se vuelve superior a él. 

En mi opinión los dictadores no se rinden. Tienen que estar, verdaderamente, bien derrotados.

En política uno siempre espera que le claven un puñal en la espalda.

Es apasionadamente interesante para mí que las cosas que aprendí en un pueblo pequeño, en una casa muy modesta, son solo las cosas que creo que han ganado las elecciones.

Es una de las grandes debilidades de los hombres y mujeres razonables que crean que los proyectos que van en contra del sentido común no son serios ni se toman en serio.

Estar parado en el medio del camino es muy peligroso; eres golpeado por el tráfico de ambos lados.

Estaremos de pie sobre los principios o no estaremos de pie en absoluto.

Estoy en la política debido al conflicto entre el bien y el mal, y creo que al final el bien triunfará.

Europa nunca será como América. Europa es un producto de la historia. América es un producto de la filosofía.

Fíjate en un día en el que estés extremadamente satisfecho al final. No es un día en el que te acuestas sin haber hecho nada; es un día en el que has tenido mucho por hacer y lo has hecho.

Fue una traición con una sonrisa en el rostro. Quizá eso fue lo peor. 

Ganar una batalla puede exigir librarla varias veces.

Hay diferencias significativas entre la versión estadounidense y europea del capitalismo. El estadounidense tradicionalmente enfatiza la necesidad de un gobierno limitado, regulaciones ligeras, impuestos bajos y máxima flexibilidad del mercado laboral. Su éxito se ha demostrado sobre todo en la capacidad de crear nuevos puestos de trabajo, en los que siempre tiene más éxito que Europa.

Hay mucho que decir para tratar de mejorar la situación de algunas personas desfavorecidas. No hay nada que decir sobre intentar crear el cielo en la tierra.

Hay pocas esperanzas para la democracia si los corazones de hombres y mujeres en sociedades democráticas no pueden ser tocados por un llamado a algo más grande que ellos mismos.

La batalla por los derechos de las mujeres se ha ganado en gran medida.

La calidad de nuestras vidas dependerán de cuánto cada uno de nosotros esté preparado para asumir la responsabilidad de sí mismo y cada uno de nosotros esté preparado para dar la vuelta y ayudar por su cuenta.

La ciudadanía debe ser fundada en aquellos que tienen una estrecha y verdadera relación con este país y sus habitantes.

La economía es el método, es el objeto de cambiar el corazón y el alma.

La elección es la esencia de la ética: si no hubiera elección no habría ética, ni bien, ni mal; el bien y el mal sólo tienen sentido en la medida en que el hombre es libre para elegir.

La elección que enfrenta la nación es entre dos formas de vida totalmente diferentes. Y qué premio tenemos por el que luchar: nada menos que la oportunidad de desterrar de nuestra tierra las nubes oscuras y divisorias del socialismo marxista y unir a hombres y mujeres de todos los ámbitos de la vida que comparten la fe en la libertad.

La gente piensa que arriba no hay mucho espacio. Tienden a pensar en él como un Everest. Mi mensaje es que hay mucho espacio en la parte superior.

La libertad no es sinónimo de una vida fácil. Hay muchas cosas difíciles acerca de la libertad: no da seguridad, crea dilemas morales, requiere de autodisciplina, no impone grandes responsabilidades, pero esa es la naturaleza del hombre.

La libertad se destruirá a sí misma si no se ejerce dentro de algún tipo de marco moral, algún conjunto de creencias compartidas, alguna herencia espiritual transmitida a través de la Iglesia, la familia y la escuela.

La misión de las mujeres no es realzar el espíritu masculino, sino expresar lo femenino; no es para preservar un mundo hecho por el hombre, sino para crear un mundo humano mediante la infusión del elemento femenino en todas sus actividades.

La misión de los políticos no es la de gustar a todo el mundo.

La Navidad es un día de significado y tradiciones, un día especial que se pasa en el cálido círculo de familiares y amigos.

La nueva tecnología es el verdadero amigo del pleno empleo; el aliado indispensable del progreso y la mejor garantía de prosperidad.

La paz es un trabajo duro y no debemos permitir que la gente se olvide de ella.

La tiranía no debe prevalecer.

Las constituciones deben escribirse en los corazones, no solo en papel.

Las feministas me odian, ¿no es cierto? Y no las culpo. Porque odio el feminismo. Es veneno.

Las guerras no son causadas porque se construyan armas. Son causadas cuando un agresor cree que puede alcanzar sus objetivos a un precio aceptable.

Le debo casi todo a mi padre y es apasionadamente interesante para mí que las cosas que aprendí en un pueblo pequeño, en una casa muy modesta, son solo las cosas que creo que han ganado las elecciones.

Llevar el corazón en la manga no es un plan muy bueno; debe usarlo adentro, donde funciona mejor.

Lo que Gran Bretaña necesita es una dama de hierro.

Los buenos conservadores pagan sus cuentas, y a tiempo. No son como los socialistas, que gastan y acumulan las cuentas de los demás.

Los conservadores odiamos el desempleo.

Los fanáticos de la izquierda a menudo han estado preparados para pasar por alto el debido proceso y las consideraciones básicas de justicia cuando creen que pueden salirse con la suya. Para ellos, el fin siempre parece justificar los medios. Así es precisamente como sus predecesores llegaron a crear el gulag.

Los hechos de la vida son conservadores.

Los peniques no caen del cielo: hay que ganárselos aquí abajo, en la Tierra.

Me encanta el argumento. Amo el debate. No espero que nadie sencillamente se quede sentado y esté de acuerdo conmigo; ese no es el trabajo de ellos. 1980.

Me encanta su música porque era de mi generación. Pero, de nuevo, Elvis es de la generación de todos, y siempre lo será.

Me parece oler el hedor de apaciguamiento en el aire.

Mis políticas no se basan en alguna teoría económica, sino en cosas que a mí y a millones como yo nos criaron: un día de trabajo honesto por un salario honesto; vive dentro de tus posibilidades; poner un huevo de nido para un día lluvioso; pague sus facturas a tiempo; apoyar a la policía.

Nada es tan obstinado como un elegante consenso. 

Nadie se acordaría del buen samaritano si sólo hubiera tenido buenas intenciones. También tenía dinero. 

Ninguna mujer de mi época será primera ministra o secretaria de Relaciones Exteriores, no los altos cargos. De todas formas, yo quiero ser primera ministra. Tienes que dar el 100% en tu trabajo. 

No conozco a nadie que haya llegado a lo más alto sin trabajar duro. Esa es la receta. No siempre te llevará a la cima, pero deberías acercarte mucho.

No dices mentiras deliberadamente, pero a veces tienes que ser evasivo.

No es asunto de los políticos complacer a todo el mundo.

No es la creación de riqueza lo que está mal, sino el amor al dinero por sí mismo.

No hay tal cosa como la sociedad. Hay hombres y mujeres y hay familias. 

No hemos eliminado con éxito las fronteras en Gran Bretaña sólo para verlas volver a imponerse a un nivel europeo, con un superestado europeo ejerciendo un nuevo dominio desde Bruselas. 

Frases de Oprah Winfrey

No logras nada sin dificultades, nunca.

No me importa cuánto hablan mis ministros, siempre y cuando hagan lo que les digo. 

No olvidemos nunca esta verdad fundamental: el Estado no tiene ninguna otra fuente de dinero que el que las personas ganan para sí mismos.

No puede haber libertad a menos que haya libertad económica.

No se puede hacer una tortilla sin romper algunos huevos.

No sería digna de mí si no estuviera atrayendo cierta controversia y crítica. En el mundo todo aquel que ha hecho algo en la vida ha sido objeto de críticas.

No sigas a la multitud, deja que la multitud te siga.

No soy una política de consenso. Soy una política de fuertes convicciones. 

No tuve suerte. Me lo merecía.

No voy a cambiar sólo para conseguir popularidad.

Normalmente hago mi opinión sobre un hombre en diez segundos, y muy rara vez la cambio.

Para aquellos que esperan con gran expectativa ese eslogan favorito de los medios de comunicación, ese cambio de sentido, sólo tengo una cosa que decir. Tú cambias de dirección si quieres. La señora no está para dar la vuelta.

Para tener éxito debes ser egoísta, o nunca lo lograrás. Y una vez que llegas a tu nivel más alto, entonces debes ser desinteresado. Mantente accesible. Mantente en contacto. No te aísles.

Planifica tu trabajo para hoy y todos los días, luego trabaja en tu plan.

Por cada pacificador idealista dispuesto a renunciar a su autodefensa en favor de un mundo libre de armas, hay al menos un guerrero ansioso por explotar las buenas intenciones del otro.

Por supuesto que es la misma historia de siempre. La verdad es, con frecuencia, la misma historia de siempre.

Por supuesto, ser madre y ama de casa es una vocación de muy alto nivel. Pero simplemente sentí que no era toda mi vocación. Sabía que también quería una carrera. Una frase que Irene Ward, diputada de Tynemouth, y yo usamos a menudo era que ‘si bien el hogar debe ser siempre el centro de la vida, no debe ser el límite de las ambiciones’.

Puede que tenga que librar una batalla más de una vez para ganarla.

Puede que trabajar duro no te haga rico, pero debería hacerte exitoso.

Puede ser el gallo el que canta, pero es la gallina la que pone los huevos.

Queremos una sociedad donde las personas sean libres de tomar decisiones, de cometer errores, de ser generosas y compasivas. Esto es lo que queremos decir con una sociedad moral; no una sociedad donde el estado es responsable de todo, y nadie es responsable del estado.

Quiero lograr la total eliminación de la distinción de clases. Como alguien lo expresó en uno de los periódicos de esta mañana: Marks & Spencer han triunfado sobre Karl Marx y Engels.

Reagan no sufre de la funesta plaga de dudas que ha asaltado a tantos políticos de nuestro tiempo, y que los ha hecho incapaces de tomar decisiones claras.

Ronald Reagan ganó la guerra fría sin disparar un tiro.

Se nos dijo que debemos trabajar y utilizar nuestros talentos para crear riqueza.

Ser disciplinado para hacer lo que sabes que es correcto e importante, aunque difícil, es la vía para el orgullo, la autoestima y la satisfacción personal.

Ser libre es mejor que no ser libre, siempre. Cualquier político que sugiera lo contrario debe ser tratado como sospechoso.

Ser poderoso es como ser una dama. Si tienes que andar diciéndoselo a la gente, es que no lo eres.

Ser primer ministro es un trabajo solitario, no se puede liderar entre la multitud.

Si lideras un país como Gran Bretaña, un país fuerte, un país que ha tomado la delantera en los asuntos mundiales en las buenas y en las malas, un país que siempre es confiable, entonces debes tener un toque de hierro.

Si mis críticos me vieran caminar sobre el Támesis, dirían que fue porque no sé nadar.

Si necesitas ser querido, no lograrás nada.

Si nuestra única oportunidad es la de ser iguales, no es una oportunidad.

Si quieres algo hecho, pregúntale a un hombre; si quieres algo bien hecho, pídelo a una mujer.

Si quieres cortarte el cuello, no vengas a pedirme un vendaje.

Si quisieras gustar a todo el mundo, estarías dispuesto a ceder en cualquier cosa en cualquier momento, y no lograrías nada.

Si tienes un sentido de propósito y un sentido de dirección, creo que la gente lo seguirá. La democracia no se trata sólo de deducir lo que la gente quiere. La democracia también es liderar a las personas.

Si un conservador no cree que la propiedad privada es uno de los principales baluartes de la libertad individual, entonces se habrá convertido en un socialista. 

Si un hombre no quiere trabajar no debe comer.

Si una mujer como Eva Perón con ningún ideal puede llegar tan lejos, piensa en lo lejos que puedo llegar yo con los ideales que tengo.

Si una vez más soy una contra cuarenta y ocho, entonces lo siento mucho por los cuarenta y ocho.

Si usted ahorra para su pensión en un calcetín, probablemente nacionalizarán los calcetines.

Si… muchas personas influyentes no han podido comprender, o simplemente han olvidado, a qué nos enfrentábamos en la Guerra Fría y cómo lo superamos, no serán capaces de asegurar, y mucho menos de ampliar, los logros que ha obtenido la libertad.

Siempre es importante en asuntos de alta política conocer lo que no sabes. Aquellos que piensan que saben, pero están equivocados, y actúan sobre sus errores, son las personas más peligrosas para tener a tu cargo.

Siempre me anima enormemente si un ataque es particularmente hiriente porque creo que si atacan a uno personalmente, significa que no les queda ni un solo argumento político.

Soy cualquiera de las dos o la bruja o Lady Macbeth de la política inglesa, pero en Inglaterra alguien tiene que llevar los pantalones cuando otros llevan faldas.

Soy extraordinariamente paciente, siempre y cuando consiga mi propósito.

Soy una admiradora de los valores estadounidenses y del sueño americano, y creo que seguirán inspirando no sólo a la gente de los Estados Unidos, sino a millones a través de la faz de la Tierra.

Tenemos la intención de conquistar la libertad y la justicia. Sí, tenemos un credo y queremos compartirlo con otros. Pero no es parte de nuestra política imponer nuestras creencias por la fuerza o la amenaza.

Tengo la capacidad de una mujer para aferrarme a un trabajo y seguir adelante cuando todos los demás se marchan y lo dejan.

Toda familia debería tener derecho a gastar su dinero, después de impuestos, como lo desee y no como lo dicta el gobierno. Extendamos la elección, extendamos la voluntad de elegir y la posibilidad de elegir.

Todavía hay gente en mi partido que cree en la política de consenso. Los considero Quislings, traidores… lo digo en serio.

Tú y yo venimos por carretera o ferrocarril, pero los economistas viajan en infraestructura.

Tuvimos que echar al enemigo de las Falklands (Malvinas). Siempre tenemos que estar pendiente del enemigo que está dentro, que es más difícil de combatir y más peligroso para la libertad.

Un hombre puede escalar el Everest por sí mismo, pero en la cumbre planta la bandera de su país.

Un mundo sin armas nucleares sería menos estable y más peligroso para todos nosotros.

Una cura rápida es una cura de curandero.

Una de las grandes debilidades de los hombres y mujeres razonables es que imaginan que los proyectos que van en contra del sentido común no son serios ni se están emprendiendo en serio.

Una semana es mucho tiempo en política.

Uno de los grandes problemas de nuestra era es que somos gobernados por personas que se preocupan más por los sentimientos que por los pensamientos y las ideas.

Uno solo llega al último peldaño de la escalera subiendo constantemente de uno en uno.

Vale la pena conocer al enemigo, sobre todo porque en algún momento puedes tener la oportunidad de convertirlo en un amigo.

Ya sea en los Estados Unidos o en Europa continental, las constituciones escritas tienen una gran debilidad. Es decir, contienen el potencial de que los jueces tomen decisiones que deberían ser tomadas adecuadamente por políticos elegidos democráticamente.

Ya sea fabricado por manos negras, blancas, marrones o amarillas, un widget sigue siendo un widget, y se comprará en cualquier lugar si el precio y la calidad son correctos. El mercado es una fuerza liberadora más poderosa y confiable de lo que el gobierno puede ser jamás.

Yo lucho. Lucho para ganar. 

También te podría gustar...

A %d blogueros les gusta esto: